miércoles, 29 mayo 2024

Homenaje al Padre de la Patria a 150 años de su caída en combate

Una ofrenda floral a nombre del pueblo de Cuba fue depositada hoy ante el monumento funerario erigido a Carlos Manuel de Céspedes en el cementerio Santa Ifigenia, de esta ciudad, en ocasión de conmemorarse el aniversario 150 de su caída en combate.

La ceremonia fue presidida por Salvador Valdés Mesa, miembro del Buró Político y vicepresidente de la República, Rogelio Polanco, miembro del Secretariado del Comité Central del Partido Comunista de Cuba (PCC) y jefe de su Departamento Ideológico, Beatriz Johnson, primera secretaria de la organización política en la provincia, el General de División Ricardo Rigel Tejera, jefe del Ejército Oriental, Alpidio Alonso, ministro de Cultura, y Manuel Falcón, gobernador en funciones.

Eduardo Torres Cueva, director de la Oficina del Programa Martiano y presidente de la Academia de Historia de Cuba, recordó cómo acontecieron los hechos aquel 27 de febrero de 1874, y aseveró que Céspedes siempre pensó en todas las facetas continuadoras de la Revolución.

Según expresó, el prócer fue ante todo el conspirador, quien preparó, de manera continua, el movimiento del alzamiento junto con sus colegas de Manzanillo y Bayamo.

El mambí soñó, pensó y creó a la Cuba que ha sido un constante crecimiento de la patria, y, además, cultivó desde muy joven las manifestaciones de la cultura, dijo.

De acuerdo con el historiador, el héroe rompió, de manera definitiva, con la esclavitud y todo tipo de discriminación, y logró una verdadera Revolución en la cual se fraguó la nación antillana.

El Padre de la Patria brilla hoy en todo el país, pues supo sembrar la semilla que continúa creciendo y constituye el árbol robusto de la Revolución cubana, aseveró.

A la necrópolis también acudieron  dirigentes del PCC y el Gobierno en el territorio, representantes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias, del Ministerio del Interior, de organizaciones sociales y de masas, combatientes y una representación del pueblo santiaguero.

Tras el cambio de guardia de honor que sucede cada 30 minutos, los asistentes también depositaron flores sueltas en los monumentos funerarios erigidos a la Madre de la Patria Mariana Grajales, al Héroe Nacional José Martí y ante el monolito que atesora las cenizas del Comandante en Jefe Fidel Castro.

Asimismo, en San Lorenzo, Tercer Frente, lugar donde el patricio bayamés cayera en desigual combate contra soldados españoles el 27 de febrero de 1874, se le rendirá  homenaje.

En ese intrincado paraje de la Sierra Maestra se inaugurará un Centro de Interpretación, con el objetivo de profundizar en el estudio de las últimas horas de vida y en la impronta del iniciador de las luchas por la independencia, así como importantes obras sociales.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *