viernes, 17 septiembre 2021

Allí, donde Cuba lidia con el cambio climático

La zona norte de Villa Clara ha perdido cerca de un 30 % de su superficie por sucesivas elevaciones del nivel del mar en los últimos 20 mil años, y está pronosticado que desaparecerá otro 10 % cuando la cota del mar (que crece cerca de 2,2 centímetros por año) alcance la altura de un metro a fines de este siglo. Cuando este momento llegue, zonas bajas de la provincia desde Elguea hasta Juan Fanguito, incluyendo una parte del caso histórico de Caibarién, se hallará debajo del mar.

Este tipo de evento natural incrementa los efectos de los eventos meteorológicos extremos en los 7 municipios costeros de Villa Clara.  El último de ellos resultó ser el mega huracán Irma, pero resulta imposible moverse por la geografía de estos territorios sin percatarse de los efectos de las sequías y el incremento de la salinidad de los suelos que afecta rendimientos agrícolas y disponibilidad de alimentos.

En esta situación de emergencia climática se ha insertado un proyecto del Programa Mundial de Alimentos para asistir con recursos a las formas productivas de estas comunidades.

A decir de Leyvi Castiñeira García, coordinadora de estos esfuerzos en el municipio de Encrucijada, se han implicado 3 Cooperativas de Créditos y Servicios y la propia Granja Urbana en el fortalecimiento de la seguridad alimentaria y nutricional de  niños y jóvenes. En estos momentos se fortalece con recursos que van desde casas de cultivo tapado, máquinas, herramientas y otros medios, la infraestructura para elevar la producción de vegetales, programa encadenado con Círculos Infantiles, escuelas especiales y los semi internados de las comunidades.

cultivos mujer organoponico agricultura

Cuando conversé con Leyvi y pasamos revista a lo complicado que resulta mantener la vitalidad de los sistemas productivos en estos tiempos de Covid- 19, ella no dejó de hacerme referencia a la importancia de las mujeres en este tipo de programas, me aseguró que las féminas continuarán aportando alimentos, por difíciles que sean las circunstancias.

Cuando dentro de unos meses la pandemia comience a ser un recuerdo, será quizás que la gente se percate que bajo estas duras condiciones, prendió la semilla de un proyecto innovador que puso recursos y tecnologías, allí donde Cuba lidia con uno de los procesos naturales más complejos del presente siglo.


Arnaldo Díaz Jiménez

Director de Televisión en Telecubanacán Graduado de Lenguas Extranjeras 1987 se interesa por el desarrollo científico y medioambiental. Es Realizador del Programa de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.