lunes, 20 septiembre 2021

Caricias para Telecubanacán

Cumple 36 años el canal de los villaclareños y un poquito más allá. Ha sido un año duro, durísimo y se siente el confort del deber cumplido. Se ha crecido más. No menciono nombres porque, ya se sabe, en la televisión sobre todo, todos cuentan. El más mínimo detalle configura la excelencia caminando por la línea delgada de sortear el error humano y el…

Cumple 36 años el canal de los villaclareños y un poquito más allá. Ha sido un año duro, durísimo y se siente el confort del deber cumplido. Se ha crecido más.

No menciono nombres porque, ya se sabe, en la televisión sobre todo, todos cuentan. El más mínimo detalle configura la excelencia caminando por la línea delgada de sortear el error humano y el fallo técnico ante el que se suda y se inventa.

Quien hizo televisión sabe que es pasión y entrega infinita y no contabilizada en términos de costo humano y familiar. Quien hizo o hace televisión sabe que es un vaso comunicante con muchas, muchísimas personas a quienes no conoce y ofrece algo, quedando sí, como la fragancia de quien entrega una flor.

No en vano ese pueblo nuestro agradecido nos critica con amor y nos acaricia. Por esa caricia se entrega todo y siempre se está en deuda.

Mañana abrimos otro años más, contando que cada 24 horas cumplimos la jornada de ayer y solo nos enfrentamos a la de hoy. Hoy haremos un alto de aniversario, pero en Telecubanacán nadie se cansa porque lo otro es renunciar.

No renunciamos. Gracias por las caricias.


Norelys Morales Aguilera

Periodista Bloguera por excelencia, administradora el blog Islamia, donde analiza los principales temas del acontecer nacional y mundial.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Un comentario en "Caricias para Telecubanacán"

  1. Mucho más que caricias merece el colectivo de Telecubanacán, los pioneros, los que pasaron y los que están. Nacieron como imagen territorial y parieron hilos en Sancti Spíritus y Cienfuegos. Yo tuve el honor de participar activamente en una de las tareas más hermosas y poco conocidas del telecentro, que fue la creación de alrededor de 700 teleclases para la Misión Rivas de Venezuela. Durante año y medio, desde 2001, me enorgullezco de haber dirigido a un grupo de 25 docentes de toda Villa Clara de varias asignaturas que jamás habían estado frente a una cámara, y unirnos a un equipo profesional de realizadores y técnicos hasta lograr excelentes resultados educativos y artísticos. Primó la hermandad, la camaradería, el aprendizaje mútuo (logré obtener allí el título de Director de progrmas de TV), y todo ello sin afectar la programación habitual del canal. Para todos ellos mis sinceras felicitaciones, y ojalá volvamos a encontrarnos en misiones como aquella.