Vie, 25 junio 2021

La cuarentena y el altar de la abuela

La casa, familia, refugio de todo. Historias que hoy son cotidianidad en una cuarentena por la vida. El olor a cloro se impone, espanta la muerte. 102 años no son suficientes para superar el momento, la abuela a acude a todo, necesita ver superada esta etapa, no tiene tiempo.

Desinfección, medidas extremas, zapatos de cambio; nasobucos al sol que no esconden rostros, hermanan héroes de nuevo tipo.

En esta guerra todo cuenta, la espiritualidad como idiosincrasia se suma al combate: altar, velas, rosario con invocaciones a todo lo que pueda sumarse al combate.

Sácame al portal, rompe hoy con las reglas, necesito escuchar los aplausos, ¡esos que llegan al alma!

Nasobucos al sol que no esconden rostros. Foto: Ricardo López.

Desinfección, medidas extremas, zapatos de cambio. Foto: Ricardo López.

En esta guerra todo cuenta, la espiritualidad como idiosincrasia se suma al combate. Foto: Ricardo López.

Necesito escuchar los aplausos, ¡esos que llegan al alma! Foto: Ricardo López.

En esta guerra todo cuenta, la espiritualidad como idiosincrasia se suma al combate. Foto: Ricardo López.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.