Mar, 22 junio 2021

Chavetazos por la vida

La historia recoge las muestras de apoyo recibidas por José Martí de los tabaqueros en Tampa y Cayo Hueso durante el exilio cuando aunaba voluntades y gestaba la guerra por la independencia de Cuba. Y precisamente, como una de las manifestaciones en el gremio se inscribe el chavetazo convertido en una constante recurrencia a las tradiciones de los tabaqueros que confirman identidad.

A la acción siempre llevada con decoro apelan los trabajadores de la Fábrica de Tabaco Manicaragua en estos días. A las 9 de la mañana, diariamente, repetidas veces los torcedores golpean con la chaveta en sus mesas de trabajo. Es el aplauso de los tabaqueros desde la galera.

Son los chavetazos por la vida, por los médicos, enfermeras, por todos los que no descansan para asegurar lo imprescindible y que nada se deje de hacer y también por los 104 trabajadores de la unidad que no paran en la producción de los tabacos para la exportación y suplen a sus compañeros mayores de 60 años, protegidos en sus hogares, algunos con afecciones respiratorias o madres al cuidado de sus hijos menores.

Hoy se notan algunos puestos vacíos en el Terminado o Salón de los torcedores, pero no por eso hay menos puros ni embalajes listos para la comercialización porque son tiempos de aunar voluntades y ganar el embate por la vida y la economía.

Por eso, cada mañana en la fábrica de Manicaragua, como expresión humana y solidaria se escucha el chaveteo  basado en la más genuina tradición de los tabaqueros.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.