miércoles, 28 julio 2021

En Cuba, insumos donados por el UNFPA para apoyar los servicios de salud sexual y reproductiva

Medicamentos para embarazadas y recién nacidos, anticonceptivos inyectables, píldoras de anticoncepción de emergencia, simuladores para el entrenamiento de especialistas que brindan servicios de planificación familiar y equipos de protección para el personal de la salud son los insumos que han llegado a Cuba en las últimas semanas.

Medicamentos para embarazadas y recién nacidos, anticonceptivos inyectables, píldoras de anticoncepción de emergencia, simuladores para el entrenamiento de especialistas que brindan servicios de planificación familiar y equipos de protección para el personal de la salud son los insumos que han llegado a Cuba en las últimas semanas.

Esta es una de las acciones que lleva a cabo la Oficina en Cuba del UNFPA, Fondo de Población de las Naciones Unidas, para apoyar la continuidad y calidad de los servicios de salud sexual y reproductiva (SSR) en el país, los cuales no han dejado de funcionar en ningún momento de la respuesta a la pandemia de COVID-19.

En este contexto, cuando las cadenas de producción y distribución en todo el mundo han sufrido importantes disrupciones, el UNFPA ha redoblado sus esfuerzos a nivel global, regional y local para asegurar que estén disponibles anticonceptivos modernos, así como insumos para la salud de embarazadas, madres y recién nacidos.

De esta manera, la Oficina del UNFPA en Cuba donó 4 150 tubos de ungüento oftálmico de tetraciclina para recién nacidos que permitirá prevenir las infecciones oftalmológicas de 20 750 neonatos. Este medicamento se distribuirá en 50 hospitales de las 15 provincias del país y el municipio especial Isla de la Juventud.

Para atender la hipertensión en mujeres embarazadas, la Oficina del UNFPA en Cuba trajo a la isla 700 000 tabletas de Metildopa, las cuales se enviarán a 52 hospitales, 11 policlínicos y 4 hogares maternos distribuidos en todo el territorio nacional. Con estos recursos se cubrirá el tratamiento de alrededor de 7000 mujeres embarazadas durante 1 mes.

Asimismo, 20 000 bulbos de Medroxyprogesterona llegaron al país recientemente, con los cuales igual número de mujeres podrán prevenir embarazos no deseados durante tres meses. Los bulbos de este anticonceptivo inyectable con sus jeringuillas desechables se distribuirán en 41 hospitales y 23 policlínicos de las 15 provincias del país y el municipio especial Isla de la Juventud.

La donación de Medroxyprogesterona fue realizada por el Commodity Security Branch, la unidad del UNFPA global encargada de asegurar los insumos de SSR, a partir de una solicitud hecha por la Oficina del UNFPA en Cuba, la cual tomó en cuenta las necesidades de métodos anticonceptivos en el país, en coordinación con el Ministerio de Salud Pública de Cuba (MINSAP).

Además, arribaron al país 22 500 tabletas de Levonorgestrel, las cuales fueron adquiridas con recursos regulares de la Oficina del UNFPA en Cuba. Dicho medicamento se utiliza en el término de 72 horas después de la relación sexual, como método anticonceptivo de emergencia o en caso de que un método anticonceptivo regular falle o se use de manera incorrecta.

Estas píldoras anticonceptivas de emergencia llegarán a 256 consultas de planificación familiar de todo el país.

Otros insumos donados fueron 16 simuladores para la colocación de dispositivos intrauterinos e implantes subcutáneos, los cuales están destinados a apoyar el proceso educativo en centros docentes del sistema de salud cubano.

Los simuladores fueron adquiridos con recursos donados por la Oficina Regional del UNFPA para América Latina y el Caribe, para la diseminación de los conocimientos que se impartieron en el curso internacional “La anticoncepción un derecho también de adolescentes: de la teoría a la práctica”. En este curso participaron cuatro docentes que laboran en las cuatro provincias donde se lleva a cabo, con el acompañamiento del UNFPA, el proyecto piloto para la implementación de los estándares de calidad para los servicios de atención a la salud de adolescentes, con énfasis SSR.

Todas estas intervenciones, realizadas en coordinación con el Programa de Atención Materno Infantil (PAMI) del Ministerio de Salud Pública (MINSAP), contribuyen a poner fin a las necesidades insatisfechas de planificación familiar y a las muertes maternas evitables, dos de los tres resultados transformadores que el UNFPA se ha planteado alcanzar antes de 2030.

Otra de las prioridades del UNFPA en la respuesta a la COVID-19 ha sido asegurar la protección del personal médico. A este grupo de riesgo va dirigida la donación de equipos de protección personal realizada por el UNFPA, la cual acaba de llegar a la isla.

El donativo incluye 233 000 guantes de examen de puño largo de nitrilo, 3000 batas de aislamiento desechables, 14 400 respiradores quirúrgicos de alta filtración desechables, 54 000 mascarillas quirúrgicas (nasobucos) desechables, 600 gafas panorámicas con ventilación indirecta y 600 protectores faciales (caretas) reutilizables.


Victoria B. Fernández Herrera

Periodista Graduada de Periodismo en la UCLV en el 2020. Periodista amante de la cultura y la tecnología.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

Un comentario en "En Cuba, insumos donados por el UNFPA para apoyar los servicios de salud sexual y reproductiva"