Jue, 24 junio 2021

Exigir por un Ordenamiento Monetario donde todos ganen

Con el nuevo año y la aplicación de la Tarea Ordenamiento, las tarifas del transporte en Villa Clara, como en todo el país, también sufrieron su transformación tanto en el sector privado como en el estatal.
ómnibus Diana
ómnibus Diana

Desde el 1 de enero comenzó la aplicación de la nueva tarifa del transporte a partir de la Resolución 458 Anexo 2, donde se explica cómo se aplica una tarifa kilométrica por el servicio urbano, sub urbano, interurbano, rural de fácil acceso y rural de difícil acceso.

«Para los nuevos precios se evaluó una ficha de costo que implica los gastos de la transportación, tales como combustible, piezas, etc. A partir de ahí se hizo una propuesta y se llegó a la conclusión de aplicar una tarifa por tipo de servicio» explica Juan Carlos Ferriol, Jefe de Operaciones de la Dirección Provincial de Transporte en la provincia. 

«En el caso de los servicios urbanos es un peso; en las rutas fuera de la circunvalación, como Manajanabo, Base Aérea, Hatillo, etc. son tres pesos; sin embargo, la ruta 3, hacia la Universidad, se mantiene a 1 peso por el amplio flujo de estudiantes hacia esa zona, en este caso se establece el cobro de la mitad de pasaje a los mismos» agregó.

El directivo señala que, a pesar del incremento, se continúa subsidiando este servicio porque los gastos para el mantenimiento de los vehículos se han incrementado poco más de nueve veces, aspecto que no se trasladó de manera directa a los precios, lo que requiere una mayor eficiencia en esas entidades.

“En el caso del servicio intermunicipal y rural hasta 12 kilómetros se cobra 3 pesos, y de ahí en adelante una tarifa de 0.20 centavos por kilómetros. En las zonas de difícil acceso se mantiene igual, que en el caso de la provincia solo tiene al municipio Manicaragua en esta categoría” explica Ferriol.

Si bien los villaclareños apenas han experimentado dicha transformación en el transporte público debido a la paralización de estos servicios por la alta tasa de incidencia de la COVID-19 en el territorio, sí se ha sentido un poco más en el sistema privado, el que ha jugado un papel primordial durante esta fase de trasmisión autóctona limitada.

En la provincia, son varias las modalidades de transportación no estatal, que van desde los llamados bicitaxis hasta los camiones intermunicipales e interprovinciales, que están suspendidos en estos momentos por la situación higiénico-epidemiológica.

“Se topó un índice en las diferentes modalidades, y se aplicó una subida desde 1, 56 hasta 1.60 en cada tipo de transporte. En estos momentos solo están circulando dentro de cada territorio con las limitaciones propias de la fase, es decir, con un autorizo de circulación y con la mitad de la capacidad del pasaje; a su vez se estableció que solo pagaran el 50% del tributo a la ONAT”, explica Alexei  Fernández Torres, Subdirector de la Dirección Provincial de Transporte que atiende el sector privado.

Aunque los precios no son extremadamente elevados si se comparan con otros sectores de la sociedad; sí se nota la afectación tanto en los pasajeros, que utilizan este servicio a diario, como en los transportistas, que continúan pagando precios elevadísimos para el mantenimiento y reparación de los equipos.


Sandra Cristina Hernández Gutiérrez

Periodista Licenciada en Periodismo 2007, busca reflejar en la pantalla la realidad de su provincia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.

2 comentarios

  1. Por favor , si es pocible en los programas de telecubanacan que den números de móviles a los que se pueda mandar mensajes con respecto al programa , gracias