viernes, 24 septiembre 2021

Exministro de Salud: Bolsonaro tomó una decisión política consciente que puso vidas en riesgo por la COVID-19

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, adoptó una política descuidada frente a la emergencia sanitaria por el coronavirus SARS-CoV-2 sabiendo que ello costaría la vida de un buen número de personas, declaró en una entrevista televisiva el exministro de Salud de su gabinete, Luiz Henrique Mandetta, quien estuvo en el cargo entre enero de 2019 y abril pasado, cuando el mandatario lo despidió por divergencias sobre las medidas contra la pandemia.

Bolsonaro negó la gravedad de la dolencia, se opuso al aislamiento social den favor de la apertura de negocios y recomendó el consumo de hidroxicloroquina. “Hizo una opción política consciente que puso en riesgo la vida de las personas, fue algo consciente, no tengan dudas”, dijo Mandetta el lunes durante una entrevista concedida a la TV Cultura de Sao Paulo.

Antes de dejar el ministerio, Mandetta cuestionó el consumo de la hidroxicloroquina, pero el presidente rechazó las objeciones y recibió millones de dosis donadas por su colega norteamericano, Donald Trump, quien ha promovido el medicamento para tratar la COVID-19, pese a recomendaciones contrarias de la OMS y expertos internacionales y estadounidenses, además de evidencias en los propios Estados Unidos.

En mayo pasado, cuando la OMS suspendió los ensayos clínicos de hidroxicloroquina y cloroquina como fármacos para tratar la COVID-19, luego de que un estudio indicó que no aumentan, sino que reducen notablemente las posibilidades de supervivencia en pacientes con coronavirus, el Gobierno de Bolsonaro mantuvo su uso en el país pese a críticas de la comunidad científica nacional.

Brasil es el segundo país del mundo en el número de muertos por COVID-19, con 150 709, mientras que los infectados suman 5 101 603, según los últimos datos de los Gobiernos estaduales.

El exministro Mandetta afirmó que la recomendación de la hidroxicloroquina fue “muy bien diseñada para ser utilizada de forma política” por parte de Bolsonaro.

“Se habla de la cloroquina y del ‘virus chino’, y se le echa la culpa a China, y se habla mal de la OMS (Organización Mundial de la Salud), como parte de una estrategia política y de desinformación”, afirmó el exministro.

Mandetta también criticó al actual titular de Salud, el general Eduardo Pazuello. En ese sentido, recordó que “una de las primeras medidas del ministro militar (Pazuello) fue anunciar que no iba a dar más números” de la pandemia.


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social.