Reanudan servicio de electrofisiología del cardiocentro Ernesto Guevara

Visto: 357
Cardiocentro Ernesto Guevara

Más de 70 pacientes se beneficiaron con el servicio de electrofisiología del cardiocentro Ernesto Guevara de Villa Clara, gracias a un donativo alemán que posibilitó la puesta en marcha del equipamiento que se encontraba roto desde hacía 10 años.

El moderno equipamiento de electrofisiología, de la firma Viotronik que incluye el único generador de radiofrecuencia instalado en Latinoamérica posibilita el estudio, diagnóstico y tratamiento de las arritmias cardiacas a través de la técnica de ablación endocavitaria.

Este proceder consiste en la introducción de catéteres en la zona del corazón donde se encuentra el corto circuito o la irregularidad arrítmica y con una determinada dosis de radiofrecuencia se corrige la arritmia al tiempo que el paciente queda totalmente curado.

Determinar el lugar exacto de la arritmia, el tipo de taquicardia, la curación definitiva del paciente con una tasa mínima de complicaciones y la eliminación de los costosos fármacos es de las ventajas que ofrece este servicio.

Según el doctor Dr. Raimundo Carmona Puerta, especialista de II grado en fisiología y cardiología, este tratamiento es muy moderno y es menos  invasivo, pues anteriormente se necesitaba realizar una cirugía cardiaca para poder estudiar y tratar la arritmia.

Aclaró que con esta tecnología no se necesita anestesia y el costo hospitalario es menor, pues el aquejado solo permanece 24 horas en la institución.

El implante de marcapasos monocamerales y bicamerales, del  desfibrilador automático y del re-sincronizador miocárdico son otras de las bondades que ofrece esta tecnología cuyo costo supera los 75 mil euros.

La reanudación del servicio de electrofisiología en Villa Clara, provincia que desde el 2003 inició esta actividad, permite elevar la calidad de vida de pacientes de la región central y oriental, así como evitar el riesgo de muerte súbita.

En la actualidad este tratamiento solo se realiza en dos sitios del país, en el Instituto de Cardiología y Cirugía Cardiovascular de la capital y en el cardiocentro Ernesto Guevara.